Secundarios: analizan atrasar el horario de ingreso a clases

La Ciudad y la Provincia no descartan iniciar la jornada más tarde atentos a nuevas investigaciones que hablan de los beneficios de tener más horas de sueño.

Secundarios analizan atrasar el horario de ingreso a clasesEn la ciudad y la provincia de Buenos Aires la hora de comienzo de clases de los secundarios está definida en el Reglamento General de Escuelas de cada jurisdicción, que estipula una franja horaria de comienzo y finalización de la jornada para todas las escuelas públicas. Todas las secundarias estatales en ambas jurisdicciones arrancan sus actividades a las 7.30.
Por su parte las escuelas privadas pueden elegir su horario de inicio, siempre dentro de la franja establecida por la norma. Pero desde la Dirección General de Cultura y Educaciónprovincial explicaron, según publica en su edición impresa de este martes Clarín, que “la gran mayoría de las privadas” tiene el mismo horario que las públicas. “Son muy pocas las que han solicitado cambiar esta pauta”, afirmó al diario Néstor Ribet, subsecretario de Educación bonaerense.

Las pocas excepciones coinciden con escuelas privadas de doble turno que solicitan postergar el comienzo 30 o 60 minutos para que la jornada no se haga tan larga. Este trámite se hace con la inspección de la que depende cada institución.

Pero Ribet insistió con que “casi todas las privadas comienzan a la misma hora que las públicas, porque muchos padres tienen hijos en escuelas de ambos tipos de gestión, y la uniformidad facilita la organización de las familias“.

“El horario escolar tiene que ver con una cuestión cultural argentina: en todo el país tenemos los mismos horarios, y esta coincidencia hace al sistema educativo”, añadió el funcionario bonaerense. Y aclaró: “De todas maneras, las autoridades estamos siempre atentas a las investigaciones que llegan desde el ámbito de la salud o la psicología, y estamos abiertos a comprender esos aportes“.

En la Ciudad, el Ministerio de Educación reconoció que “se está analizando”, sobre la base de consultas a expertos en neurociencia aplicada a la educación, la posibilidad de atrasar el horario.

Mientras la doble jornada se expande en varias jurisdicciones, los especialistas sostienen que este puede ser el momento para repensar el horario escolar.

“Si se avanza en el modelo de jornada completa, será la oportunidad de modificar el horario de entrada de los alumnos, atrasarlo hasta las 8.30 o 9, para salir de las escuela a las 15.30 o 16 –sostiene Axel Rivas, investigador de CIPPEC y autor de Revivir las aulas –. Estogenerará resistencias de muchas familias porque choca con ciertos horarios laborales. Peroel efecto en las capacidades cognitivas de los chicos hará valer la pena el sacrificio“.

Para Rivas, “las horas de sueño son fundamentales para el aprendizaje. Cuando más uno aprenda en el día, más necesitará dormir de noche “.

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s